sábado, 10 de marzo de 2012

Reseña..."De Panzazo"



Anoche ví "De Panzazo".

Si me gustó o no me gustó es irrelevante; lo que debemos considerar es el mensaje que pretende hacernos llegar. Para nadie es un secreto que la educación en México está en crisis desde hace más de 25 años, todos sabemos que el SNTE es uno de los sindicatos más oscuros y maquiavélicos en la historia de este país y asimismo, sabemos que las autoridades educativas se encuentran postradas ante dicho monstruo.

Por eso es que no causa sorpresa que el señor Carlos Loret, en uno de esos afanes protagónicos que tanto lo caracterizan "co-dirija" del brazo de Juan Carlos Rulfo el primer documental sobre la educación en México.


La producción es impecable, el documental está muy bien hecho en cuanto a manufactura y se sustenta en datos duros que pretenden darle el rigor que cualquier investigación seria necesita.

Datos terribles como:



"De cada 100 niños que ingresan a las aulas solo 10 egresan de licenciatura y 2 o 3 concluirán un posgrado"



"Que nuestros mejores estudiantes son solo el 0.7 % en Nivel Avanzado"

En estos datos se establecen algunos de los puntos de partida de nuestra realidad, siendo dicho documental auspiciado por MEXICANOS PRIMERO que es (según el sitio oficial de la película) "una organización ciudadana dedicada a mejorar la educación en nuestro país a través de instrumentos para la exigencia y participación ciudadana" organización que sobra recordar que su presidente Carlos X. González es una figura muy vinculada al poder mediático y acérrimo opositor al SNTE.

La tríada que el documental sostiene como pilar de las mejoras que deberán darse en la educación son Padres, Maestros y Alumnos, tan es así que la politóloga  manifiesta que los padres de familia no comparan ni siquiera estadísticas (cuando yo creo que muchos padres ni siquiera saben que las mismas existen).

El documental no menciona que existe presión internacional por parte de la UNESCO, BM y OCDE quienes establecen las directrices a nivel mundial para que el conocimiento sea más rentable en el sentido de que produzca dividendos y utilidades.

Tampoco le entra al quite con que la Escuela debería contener una Misión, Visión, Objetivos, el desarrollo de un Modelo Educativo (en su corte Filosófico, Pedagógico y Didáctico) así como una  Estructura Organizacional. 


Por lo que el documental queda flaco en entender que el juego educativo responde a los más diversos intereses, y que sabemos que en el mundo globalizado en que actualmente vivimos son los empleadores quienes determinan el futuro de los egresados al término de sus carreras.

Y es en este punto como el documental en ningún momento hace referencia a una Filosofía de la Educación como un fin o una razón de ser, como el motor de un cambio en la identidad nacional, de justicia, democracia y soberanía.



Aquí es el punto donde critico a Carlos Loret; un valiente reportero ávido de respuestas y quien (cual Perseose adentra en el mismísimo Templo de la Gorgona para obtenerlas.

Loret se regodea hablando de las deficiencias educativas; como las faltas de horas de escuela, pero astutamente omite decir cuánto tiempo es el que pasan los chamacos frente a un televisor dejando que éste pudra lentamente el escaso conocimiento adquirido en la clase del día.

Resulta lastimoso y ofensivo a la inteligencia ver a un Carlos Loret caminando como perrito sin dueño en busca de una entrevista con la mortífera Elba Esther Gordillo y cuando la obtiene por fin, ésta en forma por demás complaciente se presta al juego y ambos "hacen como que hacen y nomás se hacen" hasta agarrados de las manos como dijera El Puma en su canción.



Lastimoso también fue ver a nuestro ex Secretario de Educación Pública tragar saliva en más de una ocasión y verlo rebasado por el poder de todo un sistema que se alimenta cual vampiro de los impuestos de los mexicanos.

Anoche ví "De Panzazo" y no salí siendo "mejor mexicano" ni haciendo "conciencia". 

Para bien o para mal yo soy uno de esos dos o tres mexicanos que (...y bendito Dios) logró un posgrado, pero no veo tan seguido los $52,000.00 que dice el señor Loret que percibimos por detentar ése simple status.

Lo único que percibí fue un infomercial de Mexicanos Primero con viñetas sentimentaloides y con una verdad a medias, transmitida por el menos indicado para hablar sobre educación, un reportero de Televisa y cuyo extinto presidente alguna vez (cuenta la leyenda negra) dijo:

"México es un país de una clase modesta, muy jodida...que no va a salir de jodida. Para la televisión es una obligación llevar diversión a esa gente y sacarla de su triste realidad y de su futuro difícil."

Y para muestra de ello...


...este botón.

La opinión aquí vertida se hace bajo la más estricta libertad de expresión. Internet Libre.